Lyriocephalus scutatus (Dragón cabeza de lira)

Clasificación:

  • Reino: Animalia
  • Filo: Chordata
  • Clase: Reptilia
  • Orden: Squamata
  • Familia: Agamidae
  • Género: Lyriocephalus
  • Especie: L. scutatus

Características del animal:

  • Hábitat y distribución: Viven en las zonas boscosas y montañosas (aunque también se les encuentra en zonas bajas en zonas con climas más tropicales) de Sri Lanka (generalmente se encuentra entre los 25 y 1650 m desde el nivel del mar). Se trata del agámido más grande de la isla. Es de costumbres diurnas y arborícolas.
  • Descripción breve: Se trata de la única especie del género. Su color base va del verde brillante o amarillento (sobretodo durante el cortejo) a azulados, marrón o rojizo. En periodos de reposo pueden presentar incluso moteados en algunos ejemplares (las tonalidades varían según la temperatura, luz, estado de ánimo, etc). Poseen una nariz redondeada y carnosa, además de una papada relativamente grande que varían de color según si fuera macho o hembra. No poseen tímpano externo, además tienen arcos supraciliares acabados en punta, dando lugar a una forma de lira si se le mira de frente (lo que le da su nombre común). Es destacada que su mandíbula tiene 4 dientes más desarrollados que los demás en posición casi frontal. Destaca una cresta dorsal que le recorre todo el lomo del animal, además de una vela en el cuello especialmente desarrollada en machos.
547px-Hump-nosed_Lizard_3
Detalle de la cabeza. Imagen de: Nyanatusita
  • Dimensiones del animal: Desde los 25 cm hasta los 35 cm de largo, siendo la mitad de esta longitud la cola.
  • Longevidad: 3,5 años aunque es probable que con estas nuevas generaciones nacidas en cautividad esta cifra pueda llegar incluso a duplicarse.
  • Temperamento entre ellos: Los machos son muy agresivos entre ellos, sin embargo parece ser que pueden ser mantenidos en parejas o en grupos de un macho y 2 o 3 hembras.
  • Temperamento frente al ser humano: En general, parecen tener un comportamiento reacio, con tendencia al estrés, sin embargo, puede que con el tiempo puedan volverse más sociables. Cuando se sienten amenazados es común que abran la boca, enseñando los dientes o incluso desplegando la papada. Si esto no funciona puede hacerse el muerto.
  • Dimorfismo: Los machos suelen tener la papada amarilla brillante, mientras que en las hembras suele ser rosácea. El vientre de los machos suele ser de un color azul brillante, además de presentar colores verdes más intensos. En presencia de machos las hembras suelen adquirir tonalidades marrones-verdosas o parduzcas-grisáceas.
  • Alimentación: En la naturaleza se sabe que siguen una dieta basada en lombrices y babosas más algún invertebrado extra. En cautividad le podemos ofrecer lombrices como alimento base (muy rico en calcio, por lo que es realmente adecuado), además de complementar con otro tipo de alimento vivo como grillo, cucarachas, algún saltamontes, gusanos de seda, gusanos de la miel, tenebrios (cuidado estos dos últimos por su exceso de grasa), etc. Hay que suplementar con multivitamínicos y calcio 2 o 3 veces por semana. A los adultos se les alimentará en días alternos, más seguido en juveniles. Se sabe que en su medio también se alimentan de algunos tipos de brotes aunque en cautividad no se ha registrado este comportamiento.
  • Dificultad de mantenimiento: Avanzado
450px-Hump-nosed_Lizard_2
Posible hembra de L.scutatus de color marrón. Imagen de: Nyanatusita

Ambientación:

  • Terrario: Necesitan un terrario de al menos 70x50x90 siendo más recomendable a partir de 100x50x100 (incluso para alojar una pareja). Para una pareja (de forma holgada) o incluso un trío de un macho y dos hembras debería ser 150x70x120 el mínimo propuesto. Hay que poner gran cantidad de ramas y trozos de corcho de diámetro suficiente en diversas posiciones. Además es recomendable forrar o pegar en la parte trasera algún material como las cortezas de alcornoque en los que pueda trepar para aumentar la superficie utilizable. Como sustrato usaremos fibra de coco, turba, etc (nunca de cortezas de conífera ya que son tóxicos) que nos ayudará a mantener los niveles de humedad (junto con una capa de musgo sphagnum que podemos colocar en la parte superior). Es recomendable colocar una capa inferior de arlita separada por una rejilla o esponja para que funcione como capa de drenaje. Hay que aportarle gran cantidad de vegetación ya que les servirá a su vez de escondite para evitar el posible estrés y como fuente de humedad ambiental. Especies como Dracaenas, Sanseviera, algunas especies de palmera, Ficus pumila, Bromelias, Pothos, etc son bastante adecuadas para este cometido. Se colocará un recipiente en el cuál pueda introducirse, ya que a pesar de no ser tan afín al agua como otras especies sí que agradecerá algún baño esporádico.
  • Temperatura: Hay que proveerle de un gradiente de 22 a 28ºC (podemos lograrlo colocando un spot o una lámpara cerámica en un lateral del recinto, siempre protegido para evitar quemaduras). Por la noche la temperatura puede bajar a los 18-21ºC. Aún habría que averiguar si requerirían el descenso nocturno obligatorio como en los camaleones de montaña. Sin embargo, muchos autores coinciden que el descenso a estas temperaturas anteriormente citadas les son beneficiosas.
  • Humedad: Humedad del 70 al 90% (pudiendo llevarla casi al 100% por la noche). Se debe rociar con agua varias veces al día. Algunos ejemplares preferirán beber de estas gotas rociadas antes de que en agua estancada (por lo que en este caso no estaría de más colocar un gotero)
  • Iluminación: Debido a su hábitat boscoso y su costumbre diurna hay que instalar en el terrario un fluorescente o bombilla que aporte UVA-B del 5.0. Los baños de sol natural, como en muchas otras especies, pueden serles beneficiosos.
26903988239_f4984558b9
Los L.scutatus son una especie eminentemente arborícola. Imagen de: Shanaka Aravinda

Reproducción:

  • Madurez sexual: Entre los 10 y 12 meses. Durante el apareamiento es típico que el macho muerda el cuello de la hembra al igual que en muchas especies. De 6 a 10 semanas después tendrá lugar la puesta de los huevos. Pueden llegar a hacer entre 2 y 5 puestas por año. Necesitan un suelo (o recipiente con sustrato) con una profundidad de entre 25 y 35 cm para poder realizar la puesta, mejor si tiene hojarasca húmeda encima.
  • Nº de huevos por puesta: De 8 a 16 huevos.
  • Periodo de incubación: Se deben incubar a una temperatura de entre 23 y 27ºC. A una temperatura de 23ºC el periodo de incubación llega a durar hasta 170 días, mientras que a temperaturas cercanas a los 27ºC este se completa a los 100-125 días.  Sin embargo, se sabe que para el correcto desarrollo de los juveniles es mejor la incubación de los huevos a temperaturas cercanas a los 24-25ºC, con una incubación relativamente larga (sobre 140 a 150 días a 25ºC)
  • Cuidado de las crías: Los juveniles suelen ser más terrestres que los adultos y presentan un color marrón parduzco. Se recomienda la crianza individual de los juveniles para controlar su correcta alimentación y evitar cualquier problema que nos pudiera surgir. Se les alimentará con el mismo alimento vivo que a los adultos pero en este caso de menor tamaño (nunca mayor a la distancia entre los ojos del animal, en cualquier caso). Los parámetros serán similares a los empleados con los padres. Las dosis de vitaminas y calcio hay que llevarlas al pie de la letra ya que es muy sencillo de que mueran por deficiencias.
  • Dificultad de la reproducción: Difícil
431px-Hump-nosed_Lizard_1
Los machos son territoriales, en especial en época de reproducción. Imagen de: Nyanatusita

Comentarios: Esta especie se trata de un agámido muy colorido, de morfología extravagante y que hasta no hace mucho se creía que no era viable su mantenimiento en cautiverio. Sin embargo, actualmente, tras el cierre de las exportaciones de Sri Lanka (menos mal), se ha conseguido fomentar la crianza de este reptil a partir de los especímenes que quedaban en cautiverio. Esto ha logrado que todos los ejemplares que encontramos en el mercado (a menos que sean exportaciones ilegales o casos excepcionales) sean actualmente nacidos en cautividad, con todas las ventajas que ello conlleva. Esperemos que cada vez más se extienda el interés por esta agama de Sri Lanka. Sin embargo, debo puntualizar, que si planea adquirir esta especie, tengo que aclarar que como sus cuidados todavía están en fase experimental, es posible que fallemos en numerosas ocasiones hasta encontrar los mejores métodos para el mantenimiento y reproducción exitosa de esta curiosa especie.


Enlaces de interés y bibliografía:

 

 

 

 

Imagen de la cabecera:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: